Por qué decidimos ser una agencia de inbound marketing

Por qué decidimos ser una agencia de inbound marketing

El mes pasado, Binaria alcanzó el status de Gold Agency Partner de Hubspot. Todo un premio al trabajo que hacemos para nuestros clientes. Queríamos aprovechar para explicaros por qué nos convertimos en una agencia de inbound marketing hace 4 años.

Nos han dado un oro, nos hemos emocionado y nos hemos puesto tiernos. Y nos ha salido escribiros un post bastante personal.

En el viaje de Binaria desde la producción y el diseño web en sus orígenes hasta ser la agencia de marketing digital que es hoy, ha habido muchas decisiones que han marcado el destino de la agencia. Y una de las más importantes fue abrazar el inbound marketing de la mano de Hubspot.

No sólo por lo que ha significado en términos de negocio, sino también porque encontramos nuestro sitio como agencia, el lugar en el que nos reconocemos, nos sentimos agusto y en el que nuestros talentos y vocaciones rinden mejor.

Nuestra historia con el inbound marketing

Nosotros ya veníamos haciendo inbound marketing sin saberlo. Mucho antes de que la palabra se pusiera de moda en 2014 o de saber que existía Hubspot, en Binaria aplicábamos una mentalidad de trabajo muy “inbound”. Desarrollamos una metodología estratégica basada en el ‘buyer journey’, para dar un propósito alineado con los objetivos de negocio a todas las piezas digitales que teníamos que producir. Nuestras propuestas de campañas siempre tenían en común algo: estaban pensadas para aportar valor a los usuarios, hacerles reír, enseñarles, informarles, atraerles. Después, las decisiones de los clientes se llevaban por delante muchas de esas propuestas. Pero nuestros corazoncitos sentían que ése era el camino correcto. Que por ahí estaba el futuro de la comunicación digital y el marketing.

 

Web Binaria 2003
Así era la Home de Binaria en 2003

 

Quizá somos así porque llegamos pronto a internet, cuando casi todos los contenidos eran ‘amateur’ y los usuarios controlábamos qué ver y qué no, cuando los vídeos se viralizaban por su gracia o su calidad. Era un internet sin campañas, sin influencers, sin marcas empujando contenidos, un internet democrático, de usuarios que creaban y usuarios que miraban… Aquel internet altruista duró lo que las marcas y los profesionales del marketing tardamos en darnos cuenta de su potencial comercial. Y se rompió el pacto de no agresión con los usuarios que la comunicación interactiva había establecido. Convertimos la experiencia de navegación por internet en algo más parecido a la publicidad convencional: banners que interrumpen como anuncios de la tele, vídeos patrocionados antes de los vídeos que realmente queremos ver, influencers que venden productos previo pago como los famosos de toda la vida…

Por eso, la primera vez que leímos algo sobre “inbound marketing”, reconocimos el clic en la cabeza de las piezas encajando. Este era el marketing que queríamos hacer. Esta era la palabra que ponía nombre a nuestra forma de ver la comunicación de las marcas con los consumidores. Esta era la forma de conseguir resultados para nuestros clientes con la que nos sentíamos más cómodos.

  • Porque es una forma de trabajar estratégica, no táctica.
  • Porque pone orden y sentido a todas las acciones de marketing digital alrededor del proceso de compra o buyer journey.
  • Porque es sostenible, respetuosa y elegante.
  • Porque da resultados.

Aunque también damos servicios de UX y diseño web y hacemos campañas de PPC (y muy bien, por cierto), es el inbound marketing el que nos da el modelo mental adecuado para hacer todas esas cosas de forma eficiente.

Nuestro enfoque: inbound hecho a mano

Vale, reconocemos que no todo es romanticismo. El nuestro también es un negocio de mucha charlatanería y fanfarria en torno a los nuevos términos glamourosos, hypes y trends que se convierten en cebos para las marcas que buscan estar a la última. El inbound marketing también ha sufrido esta banalización. Hay demasiada gente hablando de inbound marketing sin decir nada. Demasiado inbound marketing aplicado a promover el propio inbound marketing. Y cuesta abstraerse de todo ese ruido, discernir a los buenos. El inbound marketing puede acabar siendo otra forma más de comunicación machacona y pesada.

En Binaria tratamos de trabajar el inbound marketing como artesanos. Conociendo el oficio y aplicando metodologías, sí, pero cada estrategia la hacemos a medida. Los planes de contenidos son un traje de sastre que difícilmente sería intercambiable con otro cliente. Cada proyecto tiene su objetivo, su público, sus recursos, su bagaje y su ecosistema diferente y no existe una receta única que sirva para todos. Nos tomamos el tiempo de observar, aprender y diagnosticar. No queremos ser una agencia más haciendo ruido en Google con blogs que no dicen nada nuevo. No tomamos atajos. Tenemos la experiencia suficiente para saber que no funcionan. Nuestros clientes lo agradecen y su fidelidad nos lo confirma.

Pues ya lo hemos contado, ¡que nos gusta el inbound marketing!

Y además, somos Gold 🙂

Contacta con Binaria

Contacta con Binaria

¿Quieres hablar sobre cómo utilizar Hubspot en tu estrategia digital? Un experto en Inbound Marketing se pondrá en contacto contigo.

Descargar

¿Qué te ha parecido este artículo?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Síguenos

Categorías

Suscríbete al blog de Binaria

¿Quieres recibir más artículos como este? Suscríbete aquí

Inbound marketing

Descubre cómo capturar leads y convertirlos en clientes

Saber más Binaria

Suscríbete por email a nuestro blog

Recibe en tu correo nuestros mejores artículos sobre Marketing digital y Diseño web.